Información
Portada

Un Celta épico quédase ás portas da fazaña (2-2) El Dépor sigue dando motivos para creer (0-0)

Información
18 Abril 2018 1767 votos
1 1 1 1 1 1 1 1 1 1

Intenso, sen tregua… e cun reguero continuo de ocasións para o RC Celta. O cadro de Juan Carlos Unzué protagonizou un dos mellores partidos da tempada cunha actuación eléctrica, chea de intensidade e entrega. Tanto no primeiro tempo como no segundo, os celestes non deixaron de sumar oportunidades para marcar, suficientes como para asinar unha goleada das que perduran na memoria do deporte rei. A imprecisión unhas veces e un gran Ter Stegen outras o impediron. Toda una vida en 90 minutos. Con esa frase se puede resumir lo sucedido esta tarde en ABANCA-RIAZOR, donde Deportivo y Sevilla no se dieron tregua durante un solo segundo: medio centenar de disparos a puerta, penaltis no señalados, tiros a los postes, unos minutos finales de locos... Blanquiazules y sevillistas firmaron un partido que trepidante, de los que son difíciles de olvidar, de los que trascienden los límites de la razón.

 

Cando máis apertaba o Celta chegou o gol de Dembélé, o seu primeiro tanto en LaLiga, aproveitando un erro de Jonny. O canteirán celeste non tardou en resarcirse. Ao borde do descanso, o de Matamá recuperou un balón en campo propio, cedeuno, saíu disparado á área rival e rematou ao fondo da rede unha gran asistencia de Maxi Gómez.

Na segunda parte, máis protagonismo céltico. A trinta minutos para o final, Valverde deu entrada a Messi para tentar reverter a situación de dominio vigués, e funcionou. No 63 Paulinho finalizou unha combinación blaugrana para pór de novo por diante ao FC Barcelona. O RC Celta non baixou os brazos. Empuxado por un Balaídos entregado, o cadro olívico lanzouse a por o gol con determinación liderados por un Iago Aspas que é pura lenda viva. Precisamente dunha xogada individual do galego chegou unha das decisións craves do partido. No minuto 73, Aspas foi derrubado por Sergi Roberto cando enfilaba a portaría libre de marca. O árbitro non llo pensou e expulsou ao futbolista catalán con vermella directa.

O tramo final do encontro foi épico, cun Celta envorcado en campo rival que non deixaba respirar a un Barça en inferioridade numérica. O empate chegou no minuto 82, con polémica, con Aspas axudándose da man para pór o 2-2 definitivo. O Celta aínda tivo máis ocasións, a máis clara de Lucas Boyé, pero finalmente o electrónico non se moveu. Igualada chea de ‘afouteza’ e carácter que refresca a imaxe do equipo celeste. Este sábado, ante a Valencia, máis.

FICHA TÉCNICA

2-CELTA: Sergio, Wass, Sergi Gómez, Roncaglia, Jonny, Lobotka, Brais Méndez (Boyé, min.83), Jozabed (Radoja, min.73), Iago Aspas, Sisto (Emre Mor, min.79), Maxi Gómez.

2-BARÇA: Ter Stegen, Semedo, Yerry Mina, Vermaelen, Digne, Denis Suárez, Paulinho, André Gomes (Sergi Roberto, min.60), Dembélé (Aleix Vidal, min.77), Coutinho (Messi, min.60), Paulinho.

Goles: Dembélé (0-1, min.36); Jonny (1-1, min.45); Paulinho (1-2, min.63), Iago Aspas (2-2, min.82).

Árbitro: Fernández Borbalán, do comité andaluz. Expulsou a Sergi Roberto (min.71). Amonestou a Iago Aspas, Wass, Jonny (Celta).

Campo: Balaídos (20.347 espectadores).

Toda una vida en 90 minutos. Con esa frase se puede resumir lo sucedido esta tarde en ABANCA-RIAZOR, donde Deportivo y Sevilla no se dieron tregua durante un solo segundo: medio centenar de disparos a puerta, penaltis no señalados, tiros a los postes, unos minutos finales de locos... Blanquiazules y sevillistas firmaron un partido que trepidante, de los que son difíciles de olvidar, de los que trascienden los límites de la razón.

Solo el fútbol puede ofrecer un duelo en el que ambos contendientes disparen 46 veces y no se mueva el marcador. Lo hizo en 22 ocasiones el Dépor, por 24 del Sevilla. Y también es el único deporte en el que, en las malas, los aficionados dan todavía más de lo que suelen dar. El deportivismo acudió a la llamada del equipo y ABANCA-RIAZOR registró una de las mejores entradas de la temporada. Y lo que es mejor, un clima de ánimo en los cuatro costados del Estadio como hacía tiempo no se producía.

Clarence Seedorf, técnico blanquiazul, mantuvo prácticamente el mismo once que saltó al césped de San Mamés el pasado sábado. El preparador holandés realizó una única modificación, al salir del equipo Emre Çolak para dar entrada a Guilherme. Con ese cambio, Michael Krohn-Dehli pasó a ocupar una posición más avanzada de lo habitual, entre los tres centrocampistas y los dos delanteros.

Nada más comenzar el encuentro, Riazor se estremeció con el choque de cabezas entre Krohn-Dehli y Johannes Geis. Salió peor parado el deportivista que, tras controlar una hemorragia nasal, pudo continuar en el terreno de juego.

El primer disparo a puerta del partido llegó en botas de Miguel Layún. El lateral izquierdo sevillista puso a prueba a Rubén, con un lanzamiento raso que el guardameta deportivista detuvo en dos tiempos, en el minuto 4. Transcurridos cuatro minutos más, fue Sandro quien lo intentó, muy escorado. Rubén atajó sin apuros.

En la acción siguiente se produjo el primer acercamiento blanquiazul. Adrián cabeceó un centro de Luisinho que David Soria despejó a saque de esquina. Poco después, Lucas controló un balón largo pese a llevar literalmente colgado a Daniel Carriço. Su pase posterior a Adrián lo cortó la defensa visitante, sin que el colegiado volviese atrás en la acción y señalase la clara infracción del central portugués, que hubiese supuesto una muy buena oportunidad.

El Sevilla respondió en el minuto 14, en una llegada por el extremo derecho de Sandro. El servicio por bajo del delantero canario lo remató al primer toque Carlos Fernández. El canterano sevillista estrelló el cuero en el lateral de la red del marco herculino.

Cuatro minutos después, Rubén evitó milagrosamente el tanto sevillista, al rechazar un remate en el segundo palo de Guido Pizarro, en una falta colgada por Geis.

En el ecuador del primer tiempo, Fabian Schär recuperó un balón en campo contrario y se aventuró en el área sevillista. El suizo buscó el contacto con Gabriel Mercado. Lo hubo. Pero el colegiado estimó que no fue lo suficiente como para castigar al Sevilla con penalti.

Pedro Mosquera y Guilherme tuvieron opciones de rematar a portería en los minutos siguientes. El primero, se encontró la pelota encima y no pudo armar un disparo en condiciones. Su flojo remate raso lo rechazó fácilmente la zaga andaluza. El segundo recogió un rechace botando a 25 metros de la portería de David Soria. Su volea se marchó muy por encima del travesaño.

En el minuto 29, Lucas dispuso de otra buena opción de remate, esta dentro del área y bien centrada. El remate del '7' deportivista lo rechazó Carriço yendo al suelo, el balón volvió a golpear en Lucas, este se dirigió hacia la portería y, aunque esquinado, no lo hizo con la potencia necesaria para batir a David Soria.

A diez minutos del descanso, Adrián remató de volea con el interior de su pie derecho un centro de Lucas desde la izquierda. El disparo, flojo, lo detuvo el portero visitante sin excesivos problemas.

Inmediatamente después, Seedorf se vio obligado a realizar su primer cambio. Las molestias de Krohn-Dehli tras su brutal choque con Geis no le permitieron seguir. Emre Çolak entró en el terreno de juego en lugar del danés.

El Sevilla disfrutó de sus mejores ocasiones en los últimos cinco minutos. En el 40, Banega cruzó en exceso su disparo tras quedarse prácticamente solo en la frontal del área. En el 43, Carlos Fernández quedó mano a mano con Rubén, que evitó el tanto. Ya con el minuto de tiempo añadido a punto de cumplirse, Albentosa rechazó en última instancia un pase al corazón del área en un contragolpe en superioridad numérica del conjunto de Nervión.

Nada más comenzar la segunda parte, Pedro Mosquera disfrutó de otra ocasión clara. Juanfran ganó la línea de fondo con claridad y dejó un balón preciso para la llegada del mediocentro al punto de penalti. Sin embargo, no pudo precisar el remate con su pierna mala. La pelota se marchó a las nubes.

Instantes después respondió el Sevilla. Banega recuperó un balón cerca de la frontal. El argentino no se lo pensó dos veces. Buscó la cepa del poste izquierdo de la meta de Rubén que, tras una gran estirada y en dos tiempos, abortó el peligro. También fue clara la opción del conjunto andaluz en el minuto 51. El disparo de Correa, llegando desde atrás tras dejada hacia la media luna de Carlos Fernández, se marchó a milímetros del mismo palo que buscó Banega con anterioridad.

El Dépor dio réplica con celeridad, tras un robo de Borges en las inmediaciones del área rival. La acción la finalizó Emre Çolak, buscando la escuadra más alejada. El cuero se marchó alto.

El Sevilla, en el continuo intercambio de golpes, gozó de otra clara opción. Rubén la desbarató tras quedarse cara a cara con Sandro, que recogió un balón en profundidad de Geis.

En el minuto 63, Schär rechazó un remate a bocajarro de Banega, ya desde dentro del área. Sarabia había servido el balón desde el extremo derecho, a donde había llegado en posición dudosa. El balón se fue por la línea de fondo, a saque de esquina.

Tras varias llegadas sin remate del Dépor, el Sevilla lo intentó una vez más en un disparo lejano. Miguel Layún, a pierna cambiada desde el extremo izquierdo, buscó como anteriormente había hecho en la otra portería Emre Çolak. Con el mismo resultado, lanzamiento ligeramente alto.

Poco después, Adrián tuvo una ocasión pintiparada. David Soria salió a la desesperada a tapar el cara a cara con el delantero asturiano. Lo hizo, pero el esférico cayó a pie de Mosquera. El volante coruñés, otra vez con su pierna mala, trató de asegurar el golpeo con el portero visitante casi al borde del área y dos defensas situándose prácticamente bajo palos. Sin embargo, el guardameta rozó el lanzamiento de Mosquera, lo suficiente para desviar a córner.

En el minuto 77, Mercado cabeceó un córner por encima de Guilherme con suficiencia. Su testarazo, muy centrado, cayó en manos de Rubén. En la siguiente acción, Emre Çolak desbordó a todo el mediocampo nervionense. El turco se perfiló para golpear colocado a la entrada del área, pero su remate fue excesivamente flojo y centrado, a manos de David Soria.

El tramo final del encuentro fue una auténtica locura, con el Dépor yéndose con absolutamente todo en pos del gol que le diese los tres puntos.

A cinco minutos del final, Lucas gozó de otra ocasión clara. Adrián peinó en el extremo izquierdo y dejó al delantero cara a cara con Carriço. El coruñés desbordó al defensa luso hacia su perfil derecho. El disparo, débil, con su pierna mala, lo detuvo David Soria.

Lucas aún volvió a disfrutar de dos acciones parecidas. En la primera, por el lado contrario del área, prefirió controlar con la suela y aguantar con el cuerpo buscando el contacto con Carriço y un posible penalti. En la segunda, la última del partido, se la jugó con un tiro desde la frontal del área. El cuero se marchó, por muy poco, por encima del travesaño.

Entre medias, con el tiempo casi cumplido, llegó la 'ocasión'. Borges recogió una pelota muerta al borde del área. Su disparo con la pierna izquierda lo repelió un defensa visitante. La pelota volvió a caerle al costarricense, que insistió con la izquierda. Esta vez el balón superó a todos, incluido el portero. Pero se topó con la base del poste izquierdo. Fue el 14º tiro al palo del Dépor esta temporada, el 11º en los 11 partidos de Seedorf en el banquillo blanquiazul.

Con este empate, en el primer encuentro en que los blanquiazules dejan su puerta a cero tras siete jornadas sin hacerlo, el Deportivo suma 27 puntos, por los 31 del Levante. El conjunto valenciano, que ocupa la primera posición fuera de descenso, recibe este jueves al colista Málaga.

RC Deportivo: Rubén, Juanfran, Albentosa, Schär, Luisinho, Borges, Pedro Mosquera (Fede Valverde, min. 83), Guilherme (Bakkali, min. 80), Krohn-Dehli (Emre Çolak, min. 36), Lucas y Adrián.

Sevilla FC: David Soria, Jesús Navas, Carriço, Mercado, Layún, Geis, Pizarro, Sandro (Muriel, min. 76), Banega, Joaquín Correa (Sarabia, min. 57) y Carlos Fernández (Nolito, min. 68).

Árbitro: Medié Jiménez (c. catalán). Tarjeta amarilla a Banega (min. 11) y Layún (min. 74).

Incidencias: partido de la 33ª jornada de LaLiga disputado en el Estadio ABANCA-RIAZOR ante 24.652 espectadores.

 

Otros articulos relacionados.....