¿Cómo enfrentar un caso de abuso sexual en la familia?

Información
Comunicados | 28 Enero 2022 | 1068 votos | Correo electrónico | Imprimir

abuso sexual

El abuso sexual es un problema mundial que ha afectado a una gran cantidad de personas de todas las edades. Por esta razón, movimientos como Yo Digo No Más se encuentran trabajando constantemente en la labor de motivar a las víctimas de abuso en el mundo, a que no se queden en silencio y denuncien sus experiencias.

 

Hay muchas señales que pueden indicar que un niño está siendo abusado sexualmente, pero cuando existe esta sospecha, la mayoría de las veces surge la duda sobre cómo enfrentar el caso y confirmar si efectivamente la víctima está sufriendo de algún tipo de abuso.

Ante este tipo de situaciones, es imprescindible que los padres actúen rápidamente y de forma responsable, con el objetivo de proteger al menor y evitar que el daño se siga cometiendo, denunciando el hecho ante las autoridades competentes.

 

Consejos para actuar ante un caso de abuso sexual infantil

Cuando se confirma la sospecha de que un niño fue víctima de abuso, se debe actuar con toda la responsabilidad posible para lograr conocer la mayor cantidad de detalles del caso, los cuales posteriormente pueden ser de mucha utilidad al momento de presentar la denuncia adecuada ante las autoridades competentes.

Algunos consejos para enfrentar un caso de abuso sexual en la familia son los siguientes:

Mantener la calma

Al saber que un hijo fue abusado sexualmente, los padres pueden reaccionar de una forma exaltada, perdiendo el control por completo e incluso demostrando signos de enojo e indignación.

Aunque es una reacción totalmente entendible, es importante tratar de mantener la calma en todo momento. El tomar una actitud de angustia puede asustar al menor de edad y evitar que cuente los detalles de la experiencia que haya sufrido.

Creer todo lo que el niño dice

Muchos padres cometen el error de restar importancia a lo que dice un menor de edad cuando denuncia haber sufrido un caso de abuso sexual. Esto suele ocurrir sobre todo cuando el menor señala a una persona muy cercana, o un familiar, como el responsable del abuso.

Es importante saber escuchar a los niños y creer en todo lo que dicen. La confianza es fundamental para detectar un caso de abuso sexual infantil, y así poder actuar rápidamente para evitar que siga ocurriendo.

El niño no tiene la culpa

Muchas de las víctimas de abuso sexual infantil suelen tener miedo de hablar sobre lo ocurrido con cualquier persona, por el hecho de sentirse culpables por no poder evitar que el hecho ocurriera.

Ante este tipo de situación, es importante apoyar en todo momento a la víctima. Ya sea que se trate de un hijo, hermano o cualquier otro menor, hay que hacerle saber que no tiene la culpa de lo ocurrido y que, por el contrario, es muy valiente en hablar y denunciar el caso de abuso sexual.

Buscar ayuda profesional

Los traumas que puede causar un caso de abuso sexual en un niño pueden llegar a ser sumamente graves, llegando incluso a afectar el desarrollo social y personal de la víctima.

Para lograr superar este tipo de traumas, es importante buscar asistencia psicológica profesional. Organizaciones como Yo Digo No Más, a menudo brindan asesoría y ayuda a las víctimas de abuso sexual infantil y sus familiares.

Denunciar el caso de abuso sexual

Una vez que el caso de abuso se confirme, es importante denunciar la situación ante las autoridades competentes, para que el responsable pague judicialmente el daño perpetrado. Esta es una de las maneras más efectivas para contribuir con la prevención del abuso sexual de menores.

 

Líneas telefónicas para denunciar el abuso sexual infantil

En los Estados Unidos existen diferentes líneas telefónicas encargadas de brindar apoyo a las víctimas y asesoría para denunciar un caso de abuso sexual infantil. Estas líneas son las siguientes:

  • Agencia Estatal de Servicios De Protección al Menor: 1-800-843-5678 (oprime 5 para español)
  • Línea para personas con discapacidad auditiva: 1-800-826-7653
  • Línea Stop it Now: 1-888-PREVENT (888-773-2362).
  • Childhelp: 1-800-4-A-CHILD (800-422-4453).

La denuncia es un paso importante en la prevención del abuso sexual infantil a nivel mundial. Por eso, el llamado del movimiento Yo Digo No Más es a no quedarse callados y alzar la voz para evitar que más personas sigan siendo víctimas de abuso sexual en el mundo.



social youtube xornalgalicia   feed-image